Actriz, conductora, panelista e influencer: esa es la faceta prime time de Connie Ansaldi. Pero también tiene su lado B, B de branding, porque es consultora, estratega y trabaja con marcas líderes como Infobae, Ford, Samsung y Arcor, entre otras. A continuación algunos de sus conceptos e ideas sobre qué es, y por qué es tan importante, la marca personal.

En las redes sos tu propia marca
Para Connie Ansaldi, en la medida en que todas las personas tienen y usan alguna red social, ya sea Instagram, Facebook, Twitter o el mail, que fue la primera de todas, es importante estar atentos a la marca personal digital. ¿Qué es? Es la capacidad de contar experiencias o sensaciones en palabras o imágenes. Cada vez que publicamos algo en redes sociales, cuando subimos una foto a Facebook o una story a Instagram, estamos contando quiénes somos. Estamos mostrando nuestra propia historia, la de la marca para la que trabajamos, o las dos. Todos estamos contando una historia todo el tiempo, pero en la era del storytelling, el que mejor cuenta su historia gana.

Followers vs Comunidad
Aunque cuenta con 1,4 millones de seguidores en Twitter y casi un millón en Instagram, para Connie Ansaldi esas cifras no son lo importante. El diferencial y el posicionamiento se basan en la capacidad de generar contenido, comunidad y temas propios para la audiencia que la sigue. Las marcas y agencias se preocupan muchísimo por la cantidad de followers, pero ese número no es importante. ¿Por qué? Porque pueden ser seguidores comprados, perfiles falsos, gente real pero inactiva, o no ser relevantes ni influyentes. Lo que sí es importante es la comunidad que se genera en torno a vos mismo.
Una marca es su gente. Puede cambiar de logo, de producto, de servicio, incluso de nombre, hay decenas de ejemplos: Coca Cola era un remedio, Nintendo un juego de cartas y Nokia una empresa de papel. Lo que no pueden perder las marcas es el foco en las personas. Tanto la gente que consume como la que trabaja en una marca está online. Por eso es muy importante cómo hablan los que trabajan para una marca.

El tweet de los 580 millones de dólares
En lo que refiere a marca personal, Connie tiene un ídolo máximo: Elon Musk, el CEO de Tesla. Para ella, muchos altos ejecutivos son muy buenos traccionando sus compañías pero malísimos vendiéndose a ellos mismos. Eso hace que no puedan ser influyentes.
Musk no solo empuja su marca, sino que también se posiciona a sí mismo como líder y referente. Crea un círculo virtuoso que beneficia todos sus proyectos, productos y emprendimientos.
Hace unos años había rumores de que Samsung estaba trabajando en proyectos de Tesla. ¿Qué hizo Elon? Sin siquiera mencionar a la empresa coreana, tuiteó que Tesla solo estaba trabajando con Panasonic y que las noticias que circulaban eran incorrectas. Al día siguiente el valor de Samsung en la bolsa cayó 580 millones de dólares. Con un solo tweet. Simple, directo y poderoso. Eso es una marca personal bien desarrollada.

Si querés conocer todos los secretos del branding, hace click acá para ver la charla completa de Connie Ansaldi